Cuándo acudir?

Por qué, cuándo y para qué acudir a nuestro gabinete.

Si algo en tu interior revela que necesitas ayuda y compartir tus agobios e intimidades a amigas (os) o familiares no te soluciones nada, es el momento en que debes plantearte buscar una especialista cualificada.

Nuestro gabinete cuenta con conocimientos y la experiencia adecuada para apoyarte y conseguir los cambios y mejoras que necesitas en momentos conflictivos de tu vida, eso sí, contándo con tu disposición, complicidad y actitud de confianza.

  • Porque somos profesionales que contamos con habilidades personales y sociales.
  • Contamos con cualificación sobre el comportamiento de las personas, de las formas de establecer relaciones con los demás y con su entorno.
  • Facilitamos procesos personales y sociales, este concepto es muy importante para comprender y acompañará  el camino que decidas recorrer para modificar lo que te está molestando, confundiendo o haciendo pasar un mal momento.
  • Contendremos tu ansiedad cuando sientas que estás desbordada/o por los acontecimientos, tendrá una visión neutral para analizar lo que ocurre.
  • Te proporcionaremos recursos y estrategias  para que te sientas estable y fuerte en el día a día.
  • Generaremos en la relación terapéutica un espacio de comunicación fértil en un clima de confianza y seguridad.
  • Percibirás que tienes al frente una persona que escucha, acoge, garantiza confidencialidad y comprensión, esta condición determina el éxito del trabajo terapéutico.

  • Para abordar los conflictos personales, de pareja y/o familiares.
  • Para resolver estados de ansiedad, que te impiden la estabilidad y serenidad necesarias para mantener un pensamiento positivo, una conducta tranquila y el goce de los pequeños placeres cotidianos.
  • Para recuperar tu capacidad de dialogar, que los silencios o gritos la han sustituido.
  • Para aprender a escuchar las señales de tu cuerpo, como el insomnio, los problemas digestivos, cardiovasculares, sexuales y otros,  que generalmente son síntomas de que algo anda mal en tu mundo interno.
  • Para solucionar alguna disfunción sexual, como:  impotencia,  falta de deseo o de sensaciones eróticas, dolor en el coito, imposibilidad de ser penetrada/o, falta de control eyaculatoria y, sobre todo, la imposibilidad de placer, juego y comunicación con la persona amada.