Disfunciones sexuales más frecuentes

  • En la fase del deseo sexual

    deseo-sexualEl deseo sexual, tiene base fisiológica y psicológica, ha tendido a ser confundido con la excitación, tomándose ambos como sinónimos, generando esto altas tensiones en la persona y en su relación de pareja.

    El deseo sexual está muy influido por las emociones, debido a su asociación con las experiencias de placer. Los episodios sexuales vividos satisfactoriamente suelen actuar como motor de sucesivas experiencias. Las ideas negativas, las experiencias altamente frustrantes o dolorosas asociadas a la experiencia sexual, parecen tener un claro efecto inhibidor del deseo.

     

     

     

    Así, el deseo sexual ha de verse con relación a factores de incidencia orgánica directa y/o, entre otros, a los siguientes:

    + Ausencia o presencia de fantasías sexuales.
    + Ausencia o no de ideas negativas respecto del placer sexual o del compañero/a.
    + Vivencia satisfactoria o displacentera de la conducta sexual, incluida la masturbación.
    + Grado de presencia de relaciones sexuales sin ganas, bien por débito, compromiso o por miedo a la pérdida de algo.
    + Presencia de uno o varios objetos de atracción, incluida la posibilidad de que el compañero/a no guste.
    + Utilización de técnicas sexuales que producen desagrado, asco o enojo.
    + Razones acerca de posibles peligros respecto del placer sexual.

  • En la fase de la exitación

    la-exitacionLa excitación es la fase de la respuesta sexual caracterizada por la actitud dinámica del receptor de los estímulos sexuales. Las consecuencias son la erección del pene,  del clítoris y de los pezones mamarios, la lubricación vaginal, la congestión muscular generalizada y el rubor sexual superficial.

    Los trastornos en la fase de la excitación son aquellos que por alguna causa biopsicosocial  interrumpen la respuesta sexual. Se caracterizan por la ausencia o por la pérdida parcial o total de erección del pene,  por la ausencia o por la pérdida parcial o total de tumescencia vulvar y lubrificación vaginal.

  • Disfunción eréctil

    disfuncion-erectilEn la disfunción erectiva, no está siempre alterado el deseo, la mayoría de las personas mantienen un alto nivel de deseo sexual ysu angustia viene originada por la dificultad de expresar su deseo mediante  la conducta coital. También mantienen intacta su fase orgásmica, con lo cual hay hombres que pueden eyacular sin erección dado que los reflejos de erección y de eyaculación son neurológicamente distintos.

    la disfunción eréctil puede deberse a alguna causa biospicosocial,  con relación a la técnica, al objeto o a la circunstancia, entre otras.

    las causas sociales relacionadas con los mitos, prejuicios y condicionamientos que la cultura machista, ha introducido en las actitudes masculinas, provocan angustia e hipercontrol sobre el comportamiento sexual, siendo frecuentemente la base de la disfunción.

  • En la fase del orgasmo en la mujer

    orgasmo-en-la-mujerEl orgasmo es la respuesta neurovegetativa que el organismo produce a los estímulos generados por la fase de excitación de la respuesta sexual humana. La respuesta orgásmica es variada:

    + Mujeres que pueden fantasear eróticamente y alcanzar el orgasmo en ausencia de cualquier estimulación física.
    + Mujeres que lo alcanzan sólo con los juegos preliminares.
    + Mujeres que necesitan una estimulación del clítoris para lograr el orgasmo.
    + Mujeres más inhibidas, que pueden masturbarse cuando se encuentran solas y que no pueden en presencia de su pareja.
    + Mujeres que no tienen suficiente con la estimulación manual u oral y que necesitan la intensa estimulación proporcionada por un vibrador.

    La estadística de  expertos señala que un 10% de la población femenina sufren una inhibición total de la manifestación orgásmica habiendo experimentado múltiples posturas y técnicas.

    Existen variables físicas, psicológicas y las culturales, que facilitan o inhiben del orgasmo.  Se ha observado que el umbral orgásmico cambia rápidamente en muchas mujeres en el transcurso de la terapia.

  • La eyaculación precoz, disfunción asociada a la fase del orgasmo del hombre

    eyaculacion-precozEstudios etológicos y biológicos han comprobado que los machos de casi todas las especies  animales eyaculan muy rápido.  También el macho humano, cuya eyaculación, a partir del inicio de la cópula, viene a demorarse entre 30 segundos y 2 minutos. Es la herencia filogenética recibida hace que todos seamos eyaculadores precoces, conducta positiva desde el punto de vista reproductor.

    Las consecuencias evolutivas del bipedismo crean las condiciones necesarias para la separación de la función reproductiva de la función erótica.

    en el modelo sexual actual, aparece la eyaculación precoz como disfunción, frente a la necesidad de realizar el coito prolongado –como única técnica socialmente aceptada – para dar tiempo a la mujer a llegar al orgasmo. La rapidez eyaculatoria deja de ser una ventaja biológica natural para convertirse en un gran inconveniente, debido, sobre todo, a la persistencia de algunos prejuicios de la cultura de género.

  • Vaginismo

    vaginismoEl vaginismo es una contracción involuntaria de los músculos que rodean la entrada vaginal, que se produce siempre que se intenta la introducción del pene o de cualquier objeto en el orificio vaginal, esta es una respuesta condicionada que procede de la asociación de dolor o temor con los intentos o incluso fantasía de penetración vaginal.

    Desde el punto de vista del placer sexual en la mayoría de los casos, según nuestra experiencia, las mujeres con vaginismo no presentan problemas de excitación ni de lubricación vaginal, la actividad sexual no coital resulta agradable y satisfactoria y la capacidad de respuesta orgásmica permanece intacta.

    En otros casos el vaginismo puede estar asociado a una inhibición del deseo sexual o a una disfunción del orgasmo provocado la mayoría de las veces por la angustia y ansiedad al no sentirse mujeres con “respuesta normal”. El motivo de la consulta principalmente es el deseo de hacer un coito para sentirse personas que tienen una sexualidad como los demás y sentir las sensaciones de la penetración.

  • Dispareunia en la mujer y el hombre

    dispareuniaEsta disfunción se refiere al dolor durante la penetración o al penetrar, la eyaculación, la erección y/o dolor pélvico, su origen en general es de tipo orgánico debido a malformaciones, enfermedades, infecciones, traumas quirúrgicos, lubricación insuficiente etc. El diagnóstico deferencial médico es básico en estos casos.

    El proceso terapéutico, se relaciona fundamentalmente con extinguir el miedo y la inseguridad instalada con las experiencias de dolor, una vez acotado las dificultades orgánicas. En el caso de mal formaciones se aprenderán nuevas técnicas para alcanzar el placer sexual.